viernes, noviembre 09, 2007

Atasco

Como muy bien señaló Juan Alberto en su comentario de hace un par de posts, os tengo que confesar que la idea primigenia que hizo saltar la chispa de LMVD nació leyendo una noticia en La Voz de Galicia (es decir, inspirada por lo que yo llamo la "musa de la reseña", de la que hablaré la semana que viene, junto con las otras cinco que todavía me faltan).

La noticia en cuestión informaba de que un camión se había quedado atascado durante 72 horas en un pequeño pueblo gallego, al confundir el camionero (suizo para más señas) un desvío a Cerdeira (Lugo) con Cedeira (A Coruña).

En realidad, en Galicia, eso de atascar camiones es como un deporte nacional, como "a rapa das bestas" o peregrinar a Compostela, por ejemplo. La última muestra ayer mismo. Podéis leerla aquí (gracias Toño, por enviarme el enlace). Pero, como comprobaréis, hay muchos más ejemplos: ejemplo 1, ejemplo 2, ejemplo 3, ejemplo 4, ejemplo 5, ejemplo 6... ¡Y podría seguir!

El lunes continuaré hablándoos del mundo de las ideas y de cómo nació el guión de LMVD. Feliz fin de semana.

Sed felices.

6 comentarios:

atikus dijo...

Vaya...y pensar que mi sueño dorado era pasear en mi viaje de recien casados en camioneta por allí ;(

Juan Alberto dijo...

Leyendo las noticias, ahora estoy más confundido que antes. Yo te juro que no sé donde había escuchado la historia de la pelí que estás rodando. Pero es que no me concuerda con ninguna de las noticias que has puesto. Sé que el camión estuvo varios días atravesado en el pueblo. Era un pueblo de la costa y si no recuerdo mal, había un entierro por medio (en esto me puede traicionar la memoria). ´
Lo que más me ha dejado sorprendido es saber que como serendipias historias parecidas se van repitiendo de un lado a otro (bueno supongo que es algo normal y más en sitios como Galicia, con esas carreteras de pueblo). Me hizo gracia la noticia seleccionada por ti. La historia ocurrió en el pueblo de mi padre y tuvo como protagonista al alcalde, muy amigo nuestro. Jejeje, coincidencias de la vida. Serendipias!!!!
Para los que quieran saber de másserendipias (reales o más o menos forzadas) que escuche:
http://www.cienciamisterio.com/serendipias3v.mp3
http://www.youtube.com/watch?v=AZ9PNK3AEN4

Un saludo a todo el equipo de LMVD. Venga ánimo con el rodaje!!!!

Anxélica dijo...

O que non pase polas nosas terras, realmente é que non pode acontecer. Vexo o blog moi moi animado... Ando co tempo xusto e tivenme leer hoxe unha chea de post que inda non vira. Por certo, por fin puiden ver Un funeral de Muerte (basicamente porque a recomendabas) e non me deixou indeferente.

Unha aperta (nestre intre) dende Barcelona.

P.D.: ultimamente escribes moito no blog, non si?

El futuro bloguero dijo...

Mira lo que he econtrado:

http://www.elpais.com/articulo/ultima/cara/elpporopi/20071020elpepiult_2/Tes

Ángel dijo...

Atikus, pues si vienes a Galicia en camioneta, seguro que vivirás una gran aventura. No dejes de llamar cuando vengas y organizamos una queimada o similar :)

Juan Alberto, no recuerdo haber leído un atasco con entierro, pero quizá lo haya habido. De todas formas, la noticia que me inspiró, no estaba en la hemeroteca. Había sido en Cerdeira (Lugo). Y, sí, a veces hay casualidades tan curiosas que es difícil no creer en las "meigas"... jajajaja! Le echaré un vistazo a tus serendipias. Un abrazo.

Anxélica, que tal por Barcelona? Pois si, ultimamente, escribo bastante no blog. A ver se podo continuar así ata o inicio da rodaxe. Despois alguén tormara o relevo para ir contado as anécdotas da rodaxe. Un bico.

Futuro Bloguero... jajaja! Ahora e acuerdo: efectivamente era una anécdota que contaba Manolo Rivas. Es buenísima!!! "La cara, Manolo, la cara!!!" Jajaja. Abrazos a todos.

DEesguello dijo...

Estimado Ángel, o camión quedou atuado no pobo de Cerdeira na provincia de Ourense, un pequeno pobo nas ladeiras do monte do Paraño. Pero o mellor, que non sei se o saberás xa que non saíu na prensa e eu seino por un amigo que é de alí, non foi que o camioneiro estivera convivindo un par de semáns cos habitantes. O mellor foi que o camioneiro só falaba alemán e no pobo había un bo número de xente que estivera emigrada en Alemaña e Suiza e tamén o falaban e o home non tivo problemas de adaptación e incluso lles axudou nas matas dos porcos. Tamén habería que ver a cara do camioneiro de un metro noventa de altura cando na escura noite sae do camión e descubre un pobo no medio da néboa cheo de xente "enana" (porque a meirande parte deles andan polo metrocincuenta, en serio) que fala na súa lingua. Para flipar!